Skip to main content

De cualquier aeropuerto claro.

Tengo una noticia para ti joven y despierta amiga, que he conocido después de ver detenidamente el modelo de Marion Cotillard en Cannes: C3-PO y R2-D2 han muerto por una buena causa. A partir de ahora serán héroes en todo corazón fashionista. Las pequeñas partes que formaban sus robóticos cuerpos han sido recompuestas en un mini vestido para la diva francesa.

El look que ha elegido Marion Cotillard para presentar su la película «Two days, one night» en Cannes es digno de museo. El vestido de la ganadora de un Óscar es un atuendo educativo. Espabila todos tus sentidos y hace a tu imaginación ponerse en movimiento. ¿Cuántos desguaces han atracado para llevarlo a cabo?, ¿Por que piezas exactas está formado: botones, imperdibles…?, ¿por cuántos metales está formado?, ¿cuánto pesa?, ¿si te sientas, se te clava en el trasero y se te mete entre las lorzas?, ¿lleva más metales el vestido de lado izquierdo que del derecho, por eso Marion lleva un extraño moño para hacer contrapeso?, ¿si se agacha/sienta Marion se le verán las bragas?, ¿también estarán hechas de restos de metal?

Un millar de dudas asaltan mi cabeza en estos momentos y me gustaría que me diéseis respuesta. Yo sólo quiero hacer una sentencia: he de afirmar y afirmo que me flipaaaaaaa el vestido. Y aunque no fuera así, a Marion Cotillard se lo perdono todo.

MurZielaGa

Periodista, emprendedora y mamá a full time. Amante de las series y los libros en general y del suspense en particular. Fotógrafa amateur y enganchada a eso de la tinta en todas sus versiones. Cabezota, indecisa y con grandes dosis de ironía. ¿O no?

2 Comments

Déjanos un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.